fuzol

lanita
31 Mar 2016

Cuidados de la lana

Tips Fuzol

¿Les ha pasado que al momento de ponerse su chaleco favorito se dan cuenta que parece un peto? Una tragedia griega para cualquier lana.

Es que éste es un tejido abrigador e indispensable para el invierno pero delicado y de mucho cuidado, sobre todo en el lavado. Pero para qué nos vamos a complicar la vida, si con estos tips, nuestro invierno va ser perfecto y calentito.

Antes de darle mis recomendaciones, les aconsejo que no laven sus prendas de lana si no es estrictamente necesario, mientras menos se laven, mejor se mantienen. Pueden pasarle un paño húmedo para limpiarlo o quitarle alguna mancha.

Si la situación ya lo amerita, deben leer bien las indicaciones de la etiqueta ya que algunas lanas tienen cuidados más particulares que otras, pero en general pueden lavarlas a mano, sin refregar fuerte y menos pasarle escobilla, además deben utilizar su Detergente Hipoalergénico Fuzol y por nada del mundo lavar con agua caliente.

Si quieren usar la lavadora, deben programarla en “delicado”, lavar con el mismo tipo de detergente y usar agua fría.

No utilicen secadora y tiendan la ropa en una superficie horizontal, no ocupen colgadores ni perritos, ya que la prenda se deforma y no queremos una bolsa de chaleco.